Índices/Pobreza: Tras las críticas opositoras, delasotista contragolpeó con jugada de manual oficialista

Córdoba (12/4/17). A través de sendos pedidos de informes sobre realidades que golpean a los cordobeses, el vecinalista Aurelio García Elorrio disparó el debate en la Unicameral en torno a los índices de desempleo y pobreza en la Provincia. Este último tema volvió a cobrar notoriedad mediática a partir de la difusión de los números del Indec que observó un 40% de pobreza en el Gran Córdoba, lo que despertó la reacción de Schiaretti, al afirmar que la problemática es consecuencia de la política económica nacional.

La polémica por los índices de la pobreza en territorio cordobés, dio paso al cruce de acusaciones entre legisladores del arco opositor y del oficialismo, durante la sesión de este miércoles.

El disparador fueron iniciativas llevadas a debate por el representante de Encuentro Vecinal Córdoba, quien demandó conocer del Ejecutivo los números oficiales de medición de pobreza e indigencia; tasa de desempleo; y subocupación. A ello se sumó el conflicto laboral en la empresa de call center Task Solutions SA por los 1200 despedidos y la participación que tuvo el Ministerio de Trabajo.

“Mientras se construyen faros y hoteles, el 10,8% de las personas que ustedes gobiernan viven en situación de indigencia. No conforme con eso, aparecen producto de no estimular al trabajo genuino y verdadero, los llamados call center”, disparó García Elorrio al abrir el debate parlamentario.

El vecinalista reprochó al oficialismo no responder los proyectos presentados para conocer cuáles son los indicadores oficiales que el Gobierno de Córdoba utiliza para medir la situación de pobreza e indigencia. En este marco, hizo foco en la responsabilidad que le cabe a la administración provincial ante este flagelo.

“Si ustedes no nos contestan tenemos derecho a pensar que lo que nosotros decimos es cierto”, resaltó el opositor, quien cuestionó que la gestión de UPC no destina lo suficiente a gasto social y que hubo más recursos públicos asignados a gastos corrientes que a inversión directa. El vecinalista lo calificó como “efecto peperina”. Esto es “bien cordobés, no Mauricio, ni Kirchnerista”, sentenció.

Desde el radicalismo, el legislador Gustavo Carrara, abrió fuego con la frase utilizada hace un par de semanas por el Jefe de Gabinete del Gobierno nacional, Marcos Peña e institucionalizada -tiempo atrás- por su correligionario Rodrigo de Loredo.

“Háganse cargo”, enfatizó el radical, al apuntar sus críticas contra la gestión de UPC en sus casi 18 años al frente del Ejecutivo cordobés. En esa línea, le enrostró al oficialismo que el Gobierno nacional de Cambiemos le pagó “a la Provincia todas las deudas que otro Gobierno justicialista (K) se los negó”.

Asimismo, destacó que la Nación le giró a la administración cordobesa $10 mil millones para desarrollo social.

En el mismo sentido, la macrista Soher El Sukaria advirtió que la Provincia recibió “millones” del Gobierno nacional para ser destinados a programas sociales.

La referente del PRO Capital también cargó duro por el manejo del Gobierno provincial de los fondos públicos. Se refirió a una “caja boba”, cuando afirmó que “se incrementan los impuestos para pagar gasto público”.

Nos hacemos cargo

El legislador Daniel Passerini fue el encargado de rebatir las críticas de todos los bloques de la oposición (Cambiemos, Córdoba Podemos, Frente de Izquierda y Encuentro Vecinal) con jugada de manual oficialista (en sintonía con las expresiones del gobernador Schiaretti cuando atribuyó los índices de pobreza a la política económica nacional).

Al sostener que “hablar de pobreza y no hablar de inflación es una discusión incompleta”, el delasotista paladar negro habló de la “pésima noticia” de ayer cuando el Indec publicó el dato del 2,4% de inflación.

“Si algunos legisladores se van a poner contentos porque Córdoba tiene dos puntos más de pobreza que el resto de las provincias en una medición que después de mucho tiempo se conoce claramente, es algo que lamentar”, acentuó el oficialista al aludir a los opositores.

Passerini sostuvo además que “las decisiones económicas y macroeconómicas que se toman a nivel nacional son las que inciden sobre la inflación y por ende sobre la pobreza e indigencia”.

En cuanto a los embates opositores por la gestión de UPC en casi dos décadas al frente del Ejecutivo provincial, el dirigente del riñón delasotista remarcó: “Nosotros hace 17 años nos hacemos cargo de al responsabilidad de gobernar y también nos hacemos cargo de la responsabilidad de garantizar gobernabilidad a un Gobierno nacional que no es de nuestro color político”.

“En los últimos 17 años el Gobierno de Córdoba debió afrontar crisis que no generó y siempre las respuestas estuvieron en defensa de los sectores más desprotegidos”, aseveró Passerini.

También deslizó su crítica contra la gestión Macri: “cuando tenemos un problema no acudimos a la represión, ni a echarle la culpa a quienes son los responsables de brindar un servicio”, apuntó.

Nicolás al Jury

Por otro lado, el legislador radical Miguel Nicolás juró este miércoles como miembro titular en el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados y Funcionarios, en representación del Interbloque de Cambiemos (UCR-Frente Cívico y PRO) como primera minoría del parlamento cordobés.

En tanto, la legisladora Soher El Sukaría quien hasta el día de la fecha venía ejerciendo el cargo de miembro titular, pasa a ocupar el cargo de miembro suplente, tal como estipula la nota oficial enviada -días atrás- al Presidente de la Legislatura Provincial, Martín Llaryora.

La medida no estuvo exenta de cierta polémica cuando bloques de las otras minorías opositoras (Córdoba Podemos, Frente de Izquierda y Encuentro Vecinal Córdoba) expresaron su rechazo al mecanismo impulsado por la bancada radical, que también causó alguna molestia en el juecista Juan Pablo Quinteros.

Al argumentar que la petición ante el Cuerpo es una decisión del bloque de Cambiemos, el oficialismo -con su voto de mayoría- avaló el cambio del miembro titular en el Jury de Enjuiciamiento en nombre de la primera minoría.