“El gobernador apela al cordobesismo pero hoy no dijo una sola palabra en su discurso sobre la situación laboral”

Córdoba (24/7/17). Así se pronunció el integrante del binomio que encabeza junto a Liliana Olivero, la lista de precandidatos a diputados nacionales del Frente de Izquierda, Javier Musso, quien cargó duro contra las multinacionales por los despidos sin causa que se están produciendo.

Al afirmar que en Córdoba “también las multinacionales hacen lo que quieren”, el dirigente del PTS-FIT advirtió que “la multinacional Atanor viene de cerrar dos fábricas en Buenos Aires, en Munro y en Baradero, hace una semana extendió su política de despidos a la planta que posee en Río Tercero”.

“Siguiendo la metodología de PepsiCo, en las plantas de Buenos Aires los 160 trabajadores se enteraron a través de una notita de papel, pegada en el portón, que la planta cerraba. En Córdoba les entregaron los telegramas de despido en la mano, a la salida del trabajo”, cuestionó el precandidato del FIT.

En este sentido, el PTS en el Frente de Izquierda acompañó este lunes a los trabajadores despedidos, quienes expresaron su reclamo frente al Ministerio de Trabajo en Río Tercero.

“Una vez más las multinacionales quieren disciplinar a los trabajadores con despidos sin causa para sembrar el terreno de la reforma laboral a la brasilera que impulsa Cambiemos y que Schiaretti avala”, fustigó el dirigente de izquierda.

En referencia a las declaraciones de este lunes del mandatario cordobés, Musso criticó que “el gobernador apela al cordobesismo pero hoy no dijo una sola palabra en su discurso sobre la situación laboral en Córdoba”.

Y agregó: “sobre los call centers que cierran sus puertas, las suspensiones en Volkswagen o el cierre de la cantera de Quilpo, ni una palabra sobre la desocupación y la pobreza”.

Por su parte, la legisladora Laura Vilches (PTS-FIT), acentuó que “los despidos son sin causa, sin aviso previo y sin el procedimiento de crisis y afectan a trabajadores que padecen enfermedades laborales o tiene juicios de ART”.

“Vemos que la avanzada de las patronales sobre toda la clase trabajadora amenaza con ser cada vez más brutal. Como lo demostraron las trabajadoras y los trabajadores de Pepsico, hoy más que nunca se hace necesaria la organización y la lucha”, subrayó.