Para concejal opositora, es una “torpeza” que Mestre siga insistiendo con la Consulta Popular pegada a las elecciones

Ciudad de Córdoba (17/8/17). El bloque unipersonal Pensando Córdoba, como así también las otras bancadas opositoras, se opusieron al nuevo proyecto de Consulta Popular enviado por el Ejecutivo Municipal que el oficialismo aprobó en la sesión de este jueves. Para Flores las preguntas que establece la iniciativa de Mestre resultan de “difícil aplicación”.

“Regular la asambleas del Suoem vulneran el derecho de huelga, son derechos constitucionales que una ordenanza no puede modificar”, afirmó la concejal Victoria Flores, al fundamentar su rechazo al proyecto girado por el DEM.

En cuanto a la pregunta de difundir información pública que fija la Consulta Popular impulsada por la gestión municipal, la edil advirtió que “ya existe una ordenanza, la 11.877 que regula el acceso a la información pública, por lo tanto, Mestre sólo debe aplicarla, ya que nadie se opondría”.

Tras recordar el fallo del 2009 de la justicia federal, Flores hizo foco en el reciente pronunciamiento que ratifica la negativa de realizar una Consulta Popular junto a las elecciones nacionales. Al respecto, señaló que la justicia con competencia electoral argumentó que “se debe resguardar la manifestación segura e indubitable de la voluntad del elector, ya que el votante no puede verse directo o indirectamente confundido”.

La concejal opositora también descartó el planteo del titular del Palacio 6 de Julio de que se disminuyen los costos al hacerla conjuntamente con los comicios. “Mestre miente”, disparó Flores al subrayar que “lo indica textualmente el fallo”.

Por último, destacó que el proyecto alternativo de su autoría que no contó con el apoyo del oficialismo que proponía una fecha distinta a las elecciones nacionales para realizar la Consulta Popular y con preguntas que apuntaban a la distribución inequitativa de los subsidios al transporte por parte de la Nación.

A su turno, el concejal Tomás Méndez (ADN) citó los argumentos del juez, en 2009, cuando se rechazó la consulta de Daniel Giacomino, comparando aquel pedido con el que impulsa la gestión mestrista: “El fallo es muy importante del juez, debemos apegarnos a la ley. La ley nos está diciendo que no puede ser el mismo día de una elección. Hablamos de algo que la justicia ya dijo que no”.

“Hemos presentado un proyecto alternativo, coincidimos que está bien que la ciudadanía se exprese, lo que no corresponde es que se haga el mismo día de una elección”, acentuó.

La concejal Natalia De la Sota fue la encargada de manifestar el voto negativo de la bancada de UPC. “Sobre el conflicto con el gremio, la ciudadanía no tiene que intervenir, el que lo debe resolver es el intendente. Hay que escuchar lo que ha dicho la justicia y ha dicho que no sólo no lo autoriza por los tiempos sino porque confunde a la ciudadanía, por ello las demás fuerzas políticas participantes en las PASO manifestaron estar en contra con la consulta”, advirtió.

Al manifestarse a favor de la realización de una Consulta Popular, el edil Martín Llarena (Fuerza de la Gente) también rechazó la postura del Municipio de que se hagan con las elecciones de octubre, a partir de lo que dice el fallo de la justicia electoral.

“Creemos que lo podemos hacer el año que viene, pero preguntar los temas centrales de la ciudad con los que el vecino sufre. Todas las preguntas tienen legislación vigente que hay que respetar”, opinó el titular del bloque riutorista, al cuestionar los dos interrogantes que confirmó Mestre en el proyecto aprobado por Juntos por Córdoba.

Por lado del oficialismo, la concejal Laura Sesma hizo otra lectura de la resolución de Busto Fierro que rechazó la Consulta Popular con las elecciones internas. “En el fallo no cuestiona el pedido ni tampoco entra a analizar el momento, rechaza el pedido en función de la ley 15.262, que es de la prohibición de elecciones nacionales con municipales y que se debe hacer el pedido con 60 días de anticipación. Esto tiene lógica, ya que, cuando se presentó el pedido de la simultaneidad ya estaba en marcha el proceso eleccionario de las PASO”, argumentó.

En tanto, el radical Lucas Cavallo, sostuvo: “Lo que opinamos del fallo que mencionaba que debían capacitar a las autoridades de mesa, y que con la consulta se creaba confusión en los vecinos, creo que es subestimarlos y no debemos hacerlo. El fallo fundamenta el resto, la incompatibilidad con una PASO, que tiene una naturaleza distinta a las generales, es interna, marca pisos, por eso vamos a insistir, por eso redujimos la cantidad de preguntas”.

Al defender la iniciativa del DEM, el oficialista concluyó: “En el primer caso es regular el momento de las asambleas y tiene que estar regulado, al igual que el portal de gobierno abierto, por ello queremos preguntarle al vecino. Para nosotros son dos ejes esenciales, son opiniones encontradas, creemos que se ahorra dinero y tiempo”.