Unicameral: la campaña se coló en el debate por el Plan 25 mil viviendas

Córdoba (24/5/19). Hubo pasajes acalorados del debate que protagonizaron legisladores de Cambiemos y los oficialistas. La votación final dividió a la principal bancada opositora y hasta hubo una cuestión de privilegio contra el radical Arduh por parte del kirchnerista Fresneda.

La bancada oficialista con el acompañamiento de legisladores kirchneristas y unos pocos de Cambiemos ratificaron por ley el decreto del Ejecutivo provincial por el cual se crea el «Plan 25.000 Viviendas» anunciado por el gobernador Juan Schiaretti.

En la sesión de este miércoles, el Poder Legislativo estableció por ley dicho plan que tiene por objetivo reducir el déficit habitacional en el territorio provincial.

Con la sanción, se autorizó la cesión de los recursos provenientes del régimen FONAVI creado por Ley N° 24.464, o de recursos de la coparticipación federal de impuestos, a favor del Banco de la Provincia de Córdoba u otras entidades financieras que en un futuro adhieran al Programa, en garantía de financiamientos que se otorguen en el marco del Programa de Vivienda.

El programa habitacional consta de cuatro líneas de financiamiento: Vivienda Semilla, Vivienda Semilla Plus, Tengo Casa Bancor y Casa Bancor, que están destinados a familias de sectores medios y familias de sectores vulnerables.

En medio de la campaña electoral, el debate en la Unicameral atravesó por pasajes acalorados de duros cruces entre legisladores opositores y las espadas oficialistas a cargo de la defensa de la iniciativa.

Los radicales Orlando Arduh y Miguel Nicolás cuestionaron la puesta en marcha de este programa al calificarla de «medida electoralista» y desde el bloque de UPC defendieron la iniciativa como de estricta «justicia social».

“El gobierno de UPC jamás ha tenido a lo largo de sus 20 años de gestión una política habitacional clara ni de magnitud, sólo han ido ‘parchando’ el déficit habitacional según las circunstancias. Y Este caso no es la excepción”, resaltó Arduh.

Por su parte, Nicolás fue el parlamentario opositor más enfático en sus críticas contra el anuncio del gobernador Schiaretti. Parafraseando sobre el nuevo nombre de la coalición oficialista «Hacemos por Córdoba», el radical ironizó en que su denominación es acertada.

Hay que desendeudarla, bajar la presión impositiva, devolverle el 82% a los jubilados, reducir los índices de pobreza, reducir las tarifas de EPEC, agua, peaje; ampliar el Paicor, ampliar la seguridad, construir viviendas, y lo principal es hacer respetar las instituciones. Si no lo hicieron en 20 años no lo hacen más”, enfatizó.

Defensa

Desde UPC, el oficialista Isaac López retrucó: «Para nosotros aprobar este proyecto no solamente nos conmueve porque es un proyecto que lleva Justicia Social a muchas familias, sino que es un problema de responsabilidad de quienes estamos sentados en estas bancas, aprobar esta iniciativa».

«Nos critican ahora, dicen que es un proyecto oportunista y electoralista, pero este plan forma parte con otro conjunto de programas que tiene la Provincia que se han venido desarrollando en los últimos años, como el programa Vida Digna«, destacó el peronista.

Al tiempo que remarcó: «¿Cuándo quieren que lo hagamos? Estamos dispuestos a ejecutarlo porque estamos convencidos y tenemos la voluntad de gobernar los próximos cuatro años esta Provincia«.

Desde el bloque de Córdoba Podemos, hubo una cerradas defensa de los legisladores Franco Saillen y Martín Fresneda. Este último digo que el plan 25 mil viviendas «es una inyección a la economía». Y le cuestionó a Cambiemos hablar de la deuda en dólares de la Provincia y no fijarse en lo que hizo el Gobierno de Macri.

«Critican la deuda de Córdoba. Pero vaya si hay que tener moral», le enrostró el parlamentario K a los cambiemistas, al recordarles que la administración macrista generó «una deuda externa por 100 años».

Encontronazo

También hubo un cruce de acusaciones entre el jefe de la bancada de la UCR, Orlando Arduh, y el titular del bloque K, Martín Fresneda que terminó con el planteo de una cuestión de privilegio del kirchnerista contra el radical que fue girada a la Comisión de Asuntos Institucionales.

«Me he sentido moralmente agraviado. Van a tener que probar que soy un choro«, aseguró Fresneda, sensiblemente molesto, al momento de pedir la cuestión de privilegio contra Arduh.