Macri reconoció que «sobreprometió» cuando habló de resolver el tema de la inflación

País (10/10/19). El presidente también habló del rol de la Justicia, del Presupuesto 2020, la lucha contra el narcotráfico y deslizó su crítica contra el Kirchnerismo. En clave electoral, volvió a pedir más tiempo (un nuevo mandato) para resolver «los problemas económicos y crecer sin inflación y sin crisis».

“Con más tiempo, vamos a resolver los problemas económicos y crecer sin inflación y sin crisis, que es lo que todos queremos. Si nos damos ese tiempo hasta lo imposible vamos a lograr”, enfatizó hoy el presidente Mauricio Macri en declaraciones a una radio de Salta.

El Jefe de Estado afirmó que la solución a los problemas que el país arrastra desde hace décadas “llevan un tiempo y requiere” que los argentinos “nos demos este tiempo”.

“Porque sé que tenemos las posibilidades y de lo que somos capaces los argentinos cuando nos ponemos de acuerdo”, puntualizó.

En declaraciones a Radio Salta, el mandatario dijo que ahora “necesitamos estar juntos” porque “no podemos, ante una dificultad, poner en duda en qué Argentina queremos vivir”.

Sostuvo que siente el acompañamiento de la gente en el camino de “construir, compartir, transformar esta energía en acción” que demuestre que “no solo podemos dar vuelta una elección, sino el futuro de este país”.

“Me duele que a tanta gente se le haya hecho tan cuesta arriba, que no alcance, y que la inflación haya vuelto a ser un problema central después de que habíamos logrado empezar a bajarla”, expresó.

En este plano, el líder de Juntos por el Cambio destacó: “Yo siento que sobreprometí que iba a ser más fácil resolver un problema que arrastramos hace más de 70 años, pero quiero decirles que, así como ya tomamos muchas medidas de alivio, la Argentina empieza con un crecimiento muy grande, inédito en su historia, tal vez”.

Macri dijo que para resolver ese déficit debe establecerse un “acuerdo más amplio, que le demos estabilidad a la gente, que el presupuesto no sea un botín político, y que no caigamos en la inestabilidad, de no tener moneda, de no poder tener crédito”.

Con la mirada puesta en el objetivo reeleccionista y la Argentina que viene, el presidente manifestó que siente que «esta vez, el 10 de diciembre, tiene que haber un espacio en donde todos acordemos con buena fe para dar la estabilidad que nos saque definitivamente de ese lugar” porque “son demasiadas décadas de parecer que arrancamos para después volver atrás”.

En lo que sonó como una crítica a los Gobierno K, Macri aseguró que “acá no se le dice a la gente que hay menos pobres que en Alemania” y señaló que más allá de las dificultades económicas “también trabajamos sobre los problemas estructurales de la pobreza”.

“Me siento orgulloso de que hemos imprimido en la Argentina una cultura del cambio en el poder”, sostuvo el titular del Ejecutivo nacional e indicó en ese sentido que desde el Gobierno no se les impone “a los periodistas qué preguntar, a los jueces qué decidir» ni «a los empresarios qué opinar”.

En cuanto a la Justicia, Macri remarcó que tiene “independencia para actuar”, pero a su vez debe “demostrar que es confiable, estar al servicio de la comunidad y que creamos que en el país no hay impunidad”.

Al reafirmar la lucha de su Gobierno contra el narcotráfico, el Jefe de Estado opinó que “la droga es algo muy dañino, envenena a nuestros jóvenes y pone en juego a nuestras familias». «Donde más domina el narcotráfico es en los barrios más pobres”, recalcó.

En el marco de la campaña de cara al 27 de octubre, Macri visitará esta tarde la provincia de Salta. En primer lugar, encabezará dos actividades de gestión y luego se sumará a la marcha del «Sí se puede» en la Capital salteña.

Según la agenda presidencial, el mandatario hará una recorrida por el NIDO El Mollar en Chicoana y luego mantendrá un encuentro con finalistas del programa Maestros Argentinos. Más tarde, participará de la manifestación en apoyo a su reelección.