Macri revocó el protocolo de aborto no punible

País (20/11/19). La decisión del mandatario de dar marcha atrás abrió una grieta dentro de Juntos por el Cambio, ya que algunos dirigentes criticaron la medida y otros defendieron al secretario de Salud.

Por orden del presidente Mauricio Macri, la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, emitirá este jueves una resolución que revocará la actualización del protocolo de aborto no punible que la Secretaría de Salud había publicado hoy en el Boletín Oficial, en medio de una polémica con Adolfo Rubinstein, a quien sectores del oficialismo le pidieron la renuncia.

La decisión del titular del Ejecutivo nacional de dar marcha atrás abrió una grieta dentro de Juntos por el Cambio. El senador Federico Pinedo cuestionó el accionar del responsable del área sanitaria en línea con la medida que adoptó el mandatario.

Por otro lado, hubo radicales y macristas que criticaron la decisión presidencial y apoyaron a Rubinstein, como fue el caso de los diputados Martín Lousteau, Daniel Lipovetzky y Brenda Austin.

La Secretaría de Salud había publicado este miércoles la actualización del «Protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal del embarazo», el cual regía desde 2015, y que se lleva a cabo en los dos casos en que el aborto puede ser practicado de manera legal hasta el momento: cuando se solicite la práctica para evitar un peligro para la vida o la salud de la mujer embarazada o cuando el embarazo sea producto de una violación.

Uno de los cambios más sustanciales era que la objeción de conciencia no podía impedir que un hospital o centro de salud realizara la interrupción del embarazo.

En pocas horas el escenario cambió a partir de una decisión tomada al más alto nivel del Gobierno. A veinte días de que Macri deje el poder, se confirmó que la ministra Stanley emitirá una resolución en el Boletín Oficial que revocará la actualización de este protocolo.

Grieta interna

En la mañana de este miércoles, el presidente provisional del Senado,  Federico Pinedo, partidario de “las dos vidas”, dijo que le parecía “lamentable y claramente inconstitucional la resolución del secretario de Salud ampliando de manera irresponsable las causales de aborto no punible y limitando la objeción de conciencia médica”.

El senador macrista sostuvo demás que el secretario de Salud de la Nación «no puede pasar por encima de un debate de seis meses del Congreso Nacional y legislar por sí mismo, contradiciendo normas de rango constitucional».

En la vereda contraria, el diputado nacional y senador electo Martín Lousteau manifestó que «es una verdadera pena que el Presidente decida en sus últimos días en el poder hacer un retroceso tan grande», calificando a la medida de Macri como una «decisión contradictoria y que reprobamos».

Tras expresar su «respaldo» a Rubinstein porque «lo único que hizo fue cumplir con el Código Penal y el fallo ‘FAL’ de la Corte Suprema», Lousteau señaló que la ley de interrupción voluntaria del embarazo es una «política central de salud pública».

En tanto, el diputado Daniel Lipovetzky (PRO), defensor del proyecto de aborto legal, afirmó que «el nuevo protocolo para abortos no punibles reglamenta el artículo 86 del Código Penal vigente desde 1921. No hay razón alguna para derogarlo!. Es un despropósito que aún haya provincias que no lo apliquen, permitiendo que mujeres violadas vuelvan a ser abusadas por el Estado al no garantizar un aborto legal».

También el diputado macrista se solidarizó con el Secretario de Salud,
Adolfo Rubinstein, al sostener que «no sólo cumplió con lo que el Código Penal ya establece sino con el fallo FAL de la Corte Suprema de Justicia. Un gran funcionario que ha trabajado por mejorar la salud pública de las mujeres apoyando el aborto legal y la ILE».

Lo mismo hizo la diputada cordobesa Brenda Austin (UCR), quien impulsa la iniciativa de aborto legal. La radical destacó su «acompañamiento absoluto» a Adolfo Rubinstein y advirtió que «la resolución no hace más que cumplir con el Código Penal vigente y el fallo F.A.L de la CSJN. Negar el derecho al aborto a una mujer violada es indefendible».

Ante la decisión del presidente Macri, Austin pidió al bloque de diputados de la UCR y a la conducción partidaria tomar posición.