Los fumadores tienen un mayor riesgo de complicaciones en caso de contraer el Covid-19

CABA/País (18/6/20). La evidencia que surge sostiene que la persona que fumas es más propenso a tener complicaciones por el nuevo coronavirus.

Existe evidencia reciente y emergente donde se observa que los fumadores tienen un mayor riesgo de complicaciones en caso de contraer la enfermedad.

La acción de fumar lleva a realizar el circuito mano-boca, haciendo que te toques con mayor frecuencia la cara y la boca aumentando aun más la probabilidad de infección COVID-19.

Es importante tener en cuenta que las personas que fuman tienen mayor riesgo de infecciones respiratorias agudas, incluyendo bronquitis, influenza, tuberculosis, entre otras.

El fumar aumenta la incidencia, duración y severidad de las infecciones respiratorias y también aumenta el riesgo de neumonía. Esto no solo ocurre en el tabaquismo activo (el fumador), sino también en el tabaquismo pasivo (exposición involuntaria al humo de tabaco ambiental), se señaló desde el Ministerio de Salud del Gobierno porteño.

Por este motivo, se recomienda que los fumadores tomen una distancia aún mayor a la recomendada y no fumen con otras personas presentes, sobre todo si se está en un ambiente cerrado. Además, el uso de cigarrillo electrónico no está exento de esta realidad y puede impactar en forma negativa al sistema respiratorio.

La evidencia que surge sostiene que la persona fumadora es más propenso a tener complicaciones por el COVID-19 ya que el fumar compromete el sistema inmune y es considerado como un factor de riesgo potencial para enfermedad severa.

Otro dato de relevancia es que si se tiene co-morbilidades, como enfermedades cardiovasculares (EVC) y cáncer (los cuales a su vez, pueden ser causadas por fumar) son factores de riesgo para presentar complicaciones severas por COVID 19.

El rol del tabaquismo en el desarrollo del cáncer de pulmón, EPOC, la enfermedad respiratoria, las ECV y la respuesta a las infecciones ha sido ampliamente estudiado con anterioridad.

De esta manera, se puede decir que el tabaquismo es un factor de riesgo para todas las enfermedades que han sido asociadas con un mayor riesgo de evolución desfavorable por COVID-19, indicó la cartera sanitaria.

Dejar de fumar genera beneficios importantes para la salud personal y la de quienes lo rodean. No importa la cantidad de cigarrillos fumados diariamente, ni la edad, siempre es un buen momento para dejar de fumar.

En estos momentos de aislamiento social, preventivo y obligatorio pueden aparecer diversos sentimientos que potencian las ganas de fumar (ansiedad, irritabilidad, miedo, nervios, etc.). Es importante recordar que la nicotina es perjudicial para la salud y que todo momento es bueno para que se deje de fumar.

A su vez, Salud de la Ciudad resaltó que el cigarrillo electrónico no es una herramienta para dejar de fumar y está prohibido (Disposición ANMAT Nro. 3226/2011)