El ala «dialoguista» de JxC pretende sumar a Urtubey, Randazzo y Stolbizer

País (21/6/20). El sector encabezado por Emilio Monzó, Rogelio Frigerio y Martín Lousteau plantea alternativas para las elecciones. «No es juntar votos sino una cuestión filosófica», sostienen.

El ala “dialoguista” de Juntos por el Cambio quiere sumar a dirigentes originarios del peronismo, como Juan Manuel Urtubey y Florencio Randazzo, o del radicalismo, como Margarita Stolbizer.

Desde ese sector del espacio que fue oficialismo hasta el 10 de diciembre -cuyos principales exponentes son el ex presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, el ex ministro del Interior, Rogelio Frigerio y el senador por la Capital Martín Lousteau- consideran que esta discusión va a definir el futuro de este sector político.

Es la misma discusión que se observa en distintas declaraciones públicas, y que puertas adentro de Juntos por el Cambio es intensa. Se debate hacia qué electorado tiene que hablar hoy la oposición y qué postura debe tomar frente a las iniciativas que lanza el Gobierno albertista.

Según pudo constatar NA, referentes de este sector aseguran que “no es un tema de electorado” ni de “cómo juntar votos”, sino que se trata de “una discusión hasta filosófica, de fondo”.

En ese sentido, consideran que la postura de Patricia Bullrich representa una ortodoxia y dogmatismo que se expresó muy claramente en el Gobierno de Macri y su resultado. “En lo que nosotros insistimos es en la necesidad de hacer acuerdos con la mayor apertura posible. No vamos a lograr nada ni política ni gubernamentalmente si no buscamos más acuerdos”, explicó un dirigente del espacio en diálogo con la agencia de noticias.

Además, subrayó la necesidad de sumar dirigentes como el ex ministro del Interior y Transporte durante el kirchnerismo, Florencio Randazzo, el ex gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, y la líder del GEN, Margarita Stolbizer.

“Hay que llamar a los peronistas que quedaron afuera del Frente de Todos y también apuntar a sectores del socialismo. A todos los actores con los que puedan encontrarse coincidencias, tenemos que sentarnos e intentar sumarlos”, manifestó la fuente.

Desde el ala dura del partido, por su parte, argumentan que es necesario asegurar el 41% de votos que consiguió Mauricio Macri en las últimas elecciones y aseguran que esa debe ser la apuesta de cara a 2021, año que será muy importante para definir cómo quedará organizado el Congreso nacional.

Ese sector de Juntos por el Cambio no sólo considera que será necesario plantear posturas de férrea oposición al Gobierno del Frente de Todos para evitar avances sobre «los pilares fundamentales» que defiende el espacio, sino además para evitar un derrame de votantes hacia nuevas propuestas de centro derecha.