“Queremos la moratoria, pero no una amnistía y la impunidad de amigos del poder”, advirtió Negri

País (21/7/20). Según el jefe del interbloque opositor “hay intencionalidad política” en algunos puntos de la iniciativa del Gobierno del Frente de Todos.

El titular del interbloque de diputados de Juntos por el Cambio, Mario Negri, participó hoy de la reunión de la Comisión de Presupuesto, donde se analizó el proyecto de moratoria ampliada que giró el Ejecutivo nacional al Congreso. (Ver nota: Postergan una semana el dictamen de la moratoria ampliada para construir consensos).

“Desde Juntos por el Cambios apoyamos la ampliación de la moratoria, pero no queremos ni una amnistía ni la impunidad para algunos amigos del poder de turno”, advirtió Negri.

Al tiempo que afirmó que “hay intencionalidad política” en algunos puntos de la iniciativa del Gobierno albertista.

Entre las modificaciones objetables por la bancada radical se destacan «los impuestos sobre los combustibles líquidos y sobre realización de apuestas”, indicó el radical.

“Estos impuestos estaban excluidos de la moratoria anterior por una razón contundente: quienes deben ingresarlos a la AFIP son agentes de percepción, meros intermediarios entre quienes pagan los tributos y el Fisco, calificados como responsables de cumplimiento de deuda ajena por la Ley de Procedimiento Fiscal», manifestó.

En este sentido, el diputado cordobés subrayó: «Incluir estos impuestos en la moratoria desnaturaliza su sentido de aliviar al contribuyente, se pasa a premiar a quienes se apropiaron de fondos que ya pertenecían al Fisco; todo con un doble efecto: facilidades de pago y suspensión de acciones penales por el delito de apropiación indebida”.

En su crítica al Gobierno por este punto de la iniciativa, Negri aseguró que “esto sería una suerte de amnistía que legitima negocios con dinero ajeno, como lo hicieron Cristóbal López, De Sousa y tantos otros”.

El jefe del bloque opositor recordó que la empresa Oil Combustibles se presentó ante la AFIP en enero para avenirse a una moratoria, pero que en marzo el Servicio Jurídico de AFIP rechazó este pedido por encontrarse la empresa en quiebra.

Es por ello que el punto central que cuestiona Juntos por el Cambio del proyecto del Gobierno es que se permite a las empresas quebradas, como Oil Combustibles, ingresar a la moratoria.

“Si la finalidad de la moratoria es dar alivio a las empresas afectadas para que puedan continuar sus negocios, es un absurdo posibilitar que quebrados se acojan a planes de facilidades de pago. Podría considerarse que esta es otra señal de que el proyecto está pensado a medida de empresas como Oil Combustibles a la que recientemente se le rechazó un pedido ante AFIP para adherirse a un plan de pagos y finalizar su quiebra”, enfatizó Negri.