Caso Facundo: la familia, las querellas y Amnistía Internacional exigen una investigación urgente e imparcial

País (2/10/20). Las querellas destacaron que Facundo fue “víctima de una muerte violenta por asfixia, por sumersión”. Ayer, la jueza federal a cargo de la investigación recibió los resultados finales de la autopsia, practicada por el Equipo Argentino de Antropología Forense.

“Facundo no se suicidó, no tuvo un accidente. Tenemos pruebas. No voy a parar hasta encontrar la verdad”, afirmó Cristina Castro, la madre de Facundo Astudillo Castro tras conocerse este jueves los resultados de la autopsia sobre el cuerpo de su hijo.

Las declaraciones fueron en el marco de una conferencia de prensa que realizó Amnistía Internacional de la que participaron, además, Luciano Peretto y Leandro Aparicio, querella particular; Virginia Creimer, perito de parte en la autopsia; Margarita Jarque, querella por la Comisión Provincial por la Memoria; y Paola García Rey, directora adjunta de Amnistía Internacional Argentina.

Las querellas destacaron que Facundo fue “víctima de una muerte violenta por asfixia, por sumersión” y pidieron valorar el informe pericial dentro de un conjunto amplio de pruebas que componen la causa. “Esto hay que sumarlo al resto de las pruebas sobre el accionar de la Policía Bonaerense”, señaló el abogado integrante de la querella particular Luciano Peretto.  

Respecto a la autopsia, Peretto, sostuvo que “la hipótesis del suicidio es totalmente inviable y no hay indicios científicos ni posibilidades de un accidente”. Su colega, Leandro Aparicio, agregó que la querella sostiene la hipótesis de que “fue la policía de la Provincia de Buenos Aires la que desapareció a Facundo”.

En la misma línea, la perito de parte en la autopsia Virginia Creimer, señaló que «el informe confirma lo que venimos diciendo desde hace 40 días. Es inviable que Facundo se haya suicidado; descartamos un accidente, porque el cuerpo no tenía otro tipo de lesión y la última opción posible es el homicidio, que es lo único que nos queda como hipótesis”.

Margarita Jarque, querella por la Comisión Provincial por la Memoria, recordó que los primeros tramos de la investigación “estuvieron dirigidos a una serie de encubrimientos”. Sin embargo, acentuó: “Tenemos esperanzas de llegar a la verdad y a la justicia porque hay mucha prueba, como querella seguimos investigando la hipótesis dominante, la que apunta a una responsabilidad policial”.

Desde Amnistía Internacional reafirmaron su acompañamiento a Cristina Castro y su familia en el reclamo por verdad y justicia. Al respecto, Mariela Belski, directora ejecutiva de la organización, advirtió que «las autoridades deben garantizar que se lleve a cabo una investigación independiente que esclarezca los hechos que rodearon la muerte de Facundo«.

«La sociedad requiere que se garantice una justicia eficaz para evitar cualquier posible situación de impunidad. Este caso evidencia la urgente necesidad de contar con protocolos efectivos de búsqueda de personas y con herramientas institucionales para una investigación exhaustiva de los hechos que pudieran involucrar la desaparición forzada de personas», enfatizó Belski.

Ayer, la Jueza federal de Bahía Blanca, María Gabriela Marrón, recibió el informe integrado de los estudios de la autopsia realizada el 25 de agosto a Facundo Astudillo Castro que le presentó el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF). Según el texto difundido la muerte se produjo «por asfixia por sumersión (ahogamiento)«.

El 2 de septiembre se confirmó que los restos encontrados en un cangrejal en la zona de Villarino Viejo pertenecían a Facundo. Cabe mencionar que Astudillo Castro había sido visto por última vez el 30 de abril cuando la policía lo detuvo en la ciudad de Mayor Buratovich en la Provincia de Buenos Aires por circular durante la cuarentena COVID-19.