Para el Vaticano, el caso López «afecta mucho a la Iglesia»

lopez_monasterio monjasPaís (15/7/16). En estos términos se expresó el nuncio apostólico en la Argentina, monseñor Tscherrig, al referirse a la ayuda que recibió el ex funcionario kirchnerista de parte de “monjas” en el monasterio de General Rodríguez. 

El nuncio apostólico en la Argentina, monseñor Emil Paul Tscherrig, afirmó que la situación de las “monjas” del convento de General Rodríguez vinculadas al ex secretario de Obras Públicas, José López, «afecta mucho la imagen de la Iglesia en la Argentina».

«La Justicia ahora deberá tomar cartas en el asunto e investigar todo, inclusive a las hermanas que estaban en ese monasterio», afirmó Tscherrig.

En declaraciones a un matutino porteño, el representante del Vaticano en el país remarcó que está «sorprendido» por los hechos que ocurrieron en el monasterio de General Rodríguez.

Además, señaló que como corresponde a sus «funciones», mantiene informado «en cada momento» al papa Francisco de las decisiones que lleva adelante la Justicia en este caso.

Tscherrig aclaró que no sabía nada de lo que ocurría en ese monasterio y desconocía la relación de las “monjas” con López u otros ex funcionarios del gobierno K.

lopez trasladadoPor otra parte, se conoció que López fue dado de alta del alta del programa interministerial de salud mental (Prisma), tras haber permanecido un mes internado luego de haber mostrado tendencias autoagresivas durante su paso por los tribunales de Comodoro Py, pero continúa detenido en el hospital penitenciario central del penal de Ezeiza.

Así lo aseguraron fuentes del Servicio Penitenciario Federal (SPF), luego que se confirmara desde el Prisma que el ex funcionario había sido dado de alta luego de haber concluido su período de evaluación en esa área del penal de Ezeiza, destinada a detenidos con problemas psiquiátricos o de adicciones.

No obstante, a pesar de no tener el cuadro de salud mental que tenía cuando ingresó, ahora se encuentra alojado en una celda con cama en el hospital penitenciario central, hasta que esté en condiciones de ser derivado a un módulo en una celda común.

El alta de López fue confirmada a Télam por Jessica Muniello, la coordinadora de ese programa de salud mental del penal, que precisó que el ex funcionario «ya no está en el Prisma», y que aclaró que el período de evaluación no está predeterminado sino que «depende de cada paciente». (NA y Télam)