Siete comunas expuestas a tóxicos dañinos para la salud

Vecinos porteños midieron la calidad del aire en sus barrios.

CABA (20/9/18). Vecinos porteños midieron la calidad del aire en sus barrios.  Los resultados, según Greenpeace, indicaron que en algunas localidades la contaminación del aire duplicó los valores establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y por ende los ciudadanos están expuestos a la inhalación de tóxicos perjudiciales para la salud. 

Siete comunas de quince actualmente están por encima de estos parámetros. Entre los barrios más contaminados se encuentran: Caballito, Barracas, Recoleta, Balvanera, Parque Chacabuco, Villa Crespo, San Cristóbal, Belgrano, Villa Lugano, Flores, Villa Devoto y Retiro.

El estudio se realizó en el marco del proyecto de Ciencia Ciudadana de la organización ambientalista, 100 muestras fueron distribuidas a los participantes.   Con el apoyo del Instituto de Química Física de los Materiales, Medio Ambiente y Energía (INQUIMAE) de la Universidad de Buenos Aires, Greenpeace emprendió una investigación para medir la composición del aire y sus niveles de contaminación en CABA.

Cada muestra permitía medir la exposición del gas Dióxido de Nitrógeno (NO2), compuesto por una mezcla de sustancias que salen de los caños de escape de los vehículos que funcionan a gasoil, como los colectivos.

El NO2 está asociado a la mortalidad prematura de cuatro millones y medio de personas anualmente en el mundo. Respirar este tóxico podría provocar enfermedades respiratorias como, asma, bronquitis, neumonía, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), cáncer, enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares (ACV).

La OMS, consciente de la epidemia de contaminación del aire en grandes urbes, establece una medida límite de un promedio anual de 21 ppb (partes por billón) de NO2 como parámetro actual para proteger a las personas de los efectos nocivos de este gas.  Sin embargo, según el estudio, el 40% de la muestras distribuidas en distintos puntos de la ciudad superaron los valores establecidos por la OMS.

Laura Vidal, coordinadora de la campaña de contaminación de aire de Greenpeace, afirmó: junto a los vecinos en CABA exigimos al gobierno porteño aire limpio ya. Estamos expuestos a altos niveles de componentes tóxicos, producto en su mayoría de las emisiones de los colectivos”.

“Mientras ciudades como Lima en Perú cuentan con más de diez estaciones de medición de calidad de aire, Buenos Aires solo cuenta con tres e incluso deja por fuera los contaminantes más perjudiciales a la salud. El gobierno debe ponerse del lado de la salud de los ciudadanos y tomar medidas urgentes”, destacó.

Ya son casi 30 mil personas quienes exigieron aire limpio a Horacio Rodríguez Larreta, jefe del gobierno porteño. “Necesitamos que el gobierno asuma el compromiso de trabajar en una transición rápida hacia un transporte público a base de energías limpias”, concluyó Vidal.